Algo tan simple como pinchar una llave USB en el PC y empezar a
utilizar los archivos que contiene es, con Windows, algo casi
automático. Con GNU/Linux puede llegar a ser una odisea, sobre
todo si usas Debian. Al final, después de Googlear
un rato he aprendido a sustituir unos paquetes por otros (Apt y
Synaptics lo pueden todo), he podido montar el dispositivo sin
problemas y me he ido a la cama muy contento. Ahora sólo falta
retocar el fstab y olvidarme del tema.


Debian es un poco
complicado, sobre todo si no eres un obseso de la informática.
Si pierdes el miedo y por fin te decides a utilizar un sistema
GNU/Linux, te recomiendo uses SuSE,
mucho más amigable que Debian. Os puedo asegurar que el
rendimiento de vuestro ordenador mejorará sensiblemente. Yo
tengo un PIII a 850 Mhz, con 256 Mb de RAM y va como la seda, en
cambio cuando uso Windows en el mismo ordenador no puedo tener
abiertos muchos programas a la vez… Y eso sin hablar de los virus y
demás… que en GNU/Linux son casi inexistentes, de momento…

Anuncios
Categorías:Informática
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: